Policías opositoras. Por Miguel A. Jaimes N.

0 551

Jueves, 25/08/2011 08:36 PM 

Desde hace algún tiempo está en el análisis de la población una profunda preocupación por el mal manejo que los gobernadores opositores (Margarita, Miranda, Carabobo, Zulia y Táchira) hacen de los cuerpos policiales los cuales consideran como de su propiedad.

El reducido concepto dado por estos gobernadores opositores estropea los saludables logros y políticas que el Ministerio del Poder Popular para Interior y Justicia incorpora en los sanos esfuerzos por incorporar policías idóneos, profesionales y servidores a la sociedad.

Muchos, engañados en la sensación de inseguridad no logran imaginarse el tremendo esfuerzo que hay detrás de la capacitación de cada funcionario policial, muy al contrario, desestiman toda proeza que estos jóvenes servidores incorporan en su loable formación.

La nación venezolana responsable de la seguridad de todos, no desestima en dotar a estas gobernaciones opositoras con todas las compras necesarias para el funcionamiento de sus policías.

Las motos de baja cilindrada que todos veíamos cuan do la cuarta república han sido sustituidas por motos de alta potencia, modernas, ágiles de marcas reconocidas, todos los vehículos están acondicionados a los diferentes tipos de terreno y topografía de cada región, sus uniformes, moderno armamento y la refacción de sus sedes policiales.

¿Pero qué hacen estos gobernadores opositores con todo esto? Se han dado a la tarea de destruir el esfuerzo nacional por una mejor policía que vaya en comunión con sus ciudadanos. Han arrumado en verdaderos cementerios motos y vehículos con poco kilometraje en su uso.

Otro drama es el mal manejo de los parques de armamento recuperados al hampa, estas armas aparecen nuevamente operadas por grupos de delincuentes, estas armas son manejadas dentro de la más absoluta clandestinidad, hasta equipos antimotines, como bombas lacrimógenas aparecen manipuladas por grupos opositores.

La mayoría de estos funcionarios andan cuidando sólo algunos comercios, les prestan ayuda a quienes matraquean, otros se dedican a mantener el permanente abuso policial en las calles. Verdaderos reyes del atropello, desidia y desinterés.

A pesar del gran avance constitucional la mayoría de los policías uniformados pertenecientes todavía a estas gobernaciones opositoras han sido incapaces de ponerse al servicio de la revolución bolivariana. Y esto es muy grave, por eso debemos estar muy atentos.

[email protected]

http://www.aporrea.org/ddhh/a129080.html

ARTÍCULOS SIMILARES

SIN COMENTARIOS

Deja una respuesta